Setenil de las Bodegas, el pueblo más curioso de Cádiz

Por | 17 marzo, 2015 | 0 comentarios

En Setenil de las Bodegas nada está construido por casualidad. Este pueblo de la Sierra de Cádiz es tal vez uno de los menos conocido de la provincia a pesar de contar con una singular belleza y un impresionante entramado urbano. Pero, ¿por qué decimos todo esto?

Pues en realidad porque Setenil de las Bodegas no se parece a ningún otro municipio de Cádiz. Dividido por el cauce del río Guadalporcún, las laderas del tajo que lo protegen han servido a su vez como refugio a las viviendas del pueblo. Llama la atención (muy recomendable pasearse cámara en mano) la edificación de las casas al cobijo de la piedra, dando la sensación de que más tarde o más temprano su peso engullirá todo lo que se encuentre bajo ellas. Sin embargo, nada más lejos de la realidad. Este tipo de construcción, denominada “abrigo bajo rocas”, se sirve de ellas como pared (sin llegar a excavarla) para cerrar su edificación.

carlos de la calle setenil de las bodegas

Gracias a este singular aprovechamiento de los recursos, Setenil es hoy en día un precioso pueblo para recorrer con tiempo. Sus calles del sol y la sombra- si uno se encuentra a un lado u otro de los márgenes del río- ofrecen un paseo único en su especie. No obstante, el resto del municipio no se queda atrás y conserva algunos enclaves dignos de mención como la torre del homenaje de su castillo fortaleza, la antigua Casa Consistorial- hoy oficina de turismo, con su artesonado de tracería mudejar- y las ermitas de San Sebastián, Nuestra Señora del Carmen y de San Benito.

De tapeo

Sin duda alguna, lo que todo viajero destaca de Setenil, además de sus casas bajo las rocas, es lo bien que se come. No hay que abandonar esta localidad gaditana sin antes haberse dejado tentar por el habitual rito del tapeo. Carne mechada, huevos de codorniz, serranitos, o guisos como las habas guisadas, la sopa cortijeras de espárragos y el gazpachuelo, hacen del paso por Setenil un auténtico destino de reyes.

Y si alguno está pensando en hacer algo de enoturismo dado el nombre del pueblo, ya puede ir borrando la idea de la cabeza puesto que en Setenil se puede beber buen vino e la provincia pero ya no quedan bodegas en activo en la localidad. Al menos, de momento.

Qué comprar

La cosmética natural basada sobre todo en el aceite de oliva constituye uno de los souvenirs estrella de la localidad. Jabones, sales de baño, geles o champús elaborados con una materia de primera calidad garantizan su éxito. Por otro lado, no se puede obviar el aceite virgen extra para su consumo culinario. Este, junto a las chacinas, las legumbres, los espárragos y su pastelería, son algunas de las delicatessen que no hay que perderse.

setenil dipucadiz1

Más información

  • Setenil de las Bodegas se encuentra a 143 km de Cádiz. Optar por la carretera de Arcos A-382, dirección Ronda. Desviarse al llegar al aviso que indica Setenil. Desde Algeciras, optar por la carretera A-369.
  • En tren (RENFE, Granada- Algeciras sobre los 30 € el trayecto), la estación se encuentra a 5 kilómetros del municipio. Cuenta con la línea Algeciras-Granada, con paradas en San Roque, La Línea y Jimena, entre otras. Salida diaria.
  • Los Amarillos, T.G. Comes y Sierra de las Nieves cubren las conexiones en autobús.
  • APP para Android e iOS: Conoce Setenil de las Bodegas.

Foto 1: Tajo de Setenil de las Bodegas. Carlos de la Calle.

Foto 2: Diputación de Cádiz.

Categorías: blog, Cadiz, info, tourism

Deja un comentario

Su dirección de e-mail no será publicada. Los campos obligatorios se indican con*

*